15 de mayo de 2019 | By: Tabuyo Alonso

TERRATENIENTES DEL VIEJO MUNDO, Nikolái Gógol.


Hacía mucho que no retomaba la lectura de los cuentos de Gógol. Me cuesta un montón leer relatos porque no tengo la constancia de leer uno cada poco tiempo. Pueden pasar meses sin que los toque y al final termino por olvidarme de ellos. Así que ahora que estoy con una lectura conjunta aprovecho para leer algún que otro cuento.

Ésta pequeña historia escrita en 1835 se encuentra dentro del libro Mírgorod, una recopilación de cuentos escrito como continuación de Veladas en el caserío cerca de Dikanka. Gógol continúa relatando historias sobre las gentes que habitan las zonas rurales de Ucrania.

En Terratenientes del viejo mundo se narra la historia de un matrimonio de ancianos que viven en una próspera finca. El narrador de la historia los conoció hace años y recuerda el bucólico ambiente y lo diferentes que eran las cosas entonces. Habla del ocaso de los viejos terratenientes que eran felices con pocas cosas y con los que era muy fácil convivir. Les gustaba la vida sencilla, sin grandes sobresaltos, subsistían con lo que les daba la tierra y no vivían con el fin de amasar riqueza.

Por supuesto, como en toda obra de Gógol se habla de supersticiones aunque para mí el tema principal es el amor. Pero no el amor adolescente ni el pasional sino el amor que se ha ido cuidando con el paso de los años entre personas que se quieren y se respetan. Los protagonistas transmiten tanta ternura que la historia ha llegado a emocionarme. ¿Cómo es posible que Gógol haya metido tantas cosas en tan pocas páginas? Cada día que pasa lo admiro más.

Puntuación: 9/10. Aunque la historia trata muchos temas yo me quedo con el amor. Esa parte tan personal de la historia me ha dejado con el corazón en un puño.


Yo tengo los cuentos completos en la edición de Nevsky pero en Junio saldrá Mírgorod en Alba minus por 12 € y 352 páginas.

Felices Lecturas.

3 comentarios:

Undine von Reinecke dijo...

Buenas noches:
A mí me pasa igual con los relatos. Este año está siendo raro, pues he leído varios libros de ellos.
Gógol me gusta mucho, aunque no sea mi ruso favorito, pero su narrativa me parece que tiene una fuerza especial. Es como una llama que enciende una mecha...seguro que me entiendes.
Me apunto el anticipo que nos cuentas de la edición de Alba. Mil gracias!!

Margari dijo...

Este año estoy leyendo pocos relatos y mira que es un género que me gusta. Con este autor no me he estrenado aún. Y este relato me tienta mucho. Me apunto esa edición de Alba, que es tentadora.
Besotes!!!

Inquilinas Netherfield dijo...

Gógol es fantástico (y muy desconocido en España), y hace poco me enteré de que Alba precisamente publica "Mírgorod" en junio, así que en cuanto salga cae :)

¡Besote!