18 de mayo de 2017 | By: Tabuyo Alonso

EL CUENTO DE LA CRIADA, Margaret Atwood

Sinopsis: Amparándose en la coartada del terrorismo islámico, unos políticos teócratas se hacen con el poder y, como primera medida, suprimen la libertad de prensa y los derechos de las mujeres. Esta trama, inquietante y oscura, que bien podría encontrarse en cualquier obra actual, pertenece en realidad a esta novela escrita por Margaret Atwood a principios de los ochenta, en la que la afamada autora canadiense anticipó con llamativa premonición una amenaza latente en el mundo de hoy.

En la República de Gilead, el cuerpo de Defred sólo sirve para procrear, tal como imponen las férreas normas establecidas por la dictadura puritana que domina el país. Si Defred se rebela —o si, aceptando colaborar a regañadientes, no es capaz de concebir— le espera la muerte en ejecución pública o el destierro a unas Colonias en las que sucumbirá a la polución de los residuos tóxicos. Así, el régimen controla con mano de hierro hasta los más ínfimos detalles de la vida de las mujeres: su alimentación, su indumentaria, incluso su actividad sexual. Pero nadie, ni siquiera un gobierno despótico parapetado tras el supuesto mandato de un dios todopoderoso, puede gobernar el pensamiento de una persona. Y mucho menos su deseo.

El cuento de la criada (The Handmaid's Tale) es el libro del momento pese a que se publicó por primera vez en 1985. Este boom viene motivado por su reciente adaptación como serie de televisión.
Yo tenía muy claro que aunque me muriera de ganas por verla iba a tener que esperar a leer el libro primero. Manías de lectora.


El libro nos traslada a un mundo ficticio. Se cree que unos fanáticos islámicos (recordad que la historia se escribió en 1985) acabaron con el presidente de los EE.UU y con gran parte del Congreso. Por ello se declaró el estado de emergencia, se suspendió la Constitución, comenzó la censura en los periódicos y las mujeres fueron apartadas de sus empleos para más tarde robarles todos sus derechos y libertades.

A toda ese situación se une el puritanismo religioso que vuelve a estar activo, las mujeres no tienen voz salvo para pequeños detalles puntuales y de índole doméstica. Hay una jerarquía social en la que las esposas están en el nivel más alto, visten de azul y no tienen sexo con sus maridos (Comandantes) porque es algo sucio. Para eso están las criadas (visten de rojo), son las mujeres fértiles que se utilizan para tener los hijos de las esposas.

La protagonista es una de esas criadas y nos narrará como es su vida dentro de ese pueblo amurallado llamado Gilead. Nos hablará de su día a día, de su soledad, de la relación con las otras mujeres y también de su pasado. Ella nació y vivió en un mundo libre y a través de flashbacks no irá relatando como era su vida antes del gran cambio.

Horroriza pensar en un mundo así. Las mujeres no tienen ningún derecho, no pueden hablar, mirar ni tocar salvo que se les permita expresamente. Hay ojos por todas partes que vigilan si se comete algún acto prohibido, cosa que se paga muy caro. Hay algunas escenas que ponen los pelos de punta, dan asco y vergüenza pero a la vez nos muestran la maldad humana, el machismo y las consecuencias de vivir en un ambiente totalitario y puritano.


Aunque en general la historia me gustó, me pareció un poco lenta. Me costó un poco entrar en la historia debido a que la protagonista nos narra sus pensamientos, sus temores y sus tareas diarias sin que pase nada más. Yo sabía que era una novela crítica y reivindicativa y entiendo ese intimismo pero me esperaba que tuviera algo más de acción. Aún así he disfrutado mucho con su lectura y estoy deseando ponerme a ver la serie ¿Conseguirán captar el ambiente claustrofóbico de Gilead? Espero que sí.

Puntuación: 7/10. Una historia  muy dura sobre el papel de la mujer en un mundo dominado por el machismo y el puritanismo.

Precio: 19 € y 460 páginas. Salamandra.

Felices Lecturas.

10 comentarios:

Aylavella dijo...

Ahora mismo no me apetece una novela de este estilo, la dejo pasar.
Besos

Eyra dijo...

Cada vez que veo esta novela me dan ganas de comprarla pero aún no había leído ninguna opinión. Después de leerte me lo voy a pensar, eso de que cuente sus cosas y no pase nada más me frena un poco.

Un beso!

Inquilinas Netherfield dijo...

Me hice con ella hace un par de semanas porque quiero ver la miniserie y me gustaría leerla antes. Tengo alguno más de Atwood en la estantería pendiente pero le daré prioridad a este.

Que era un poco espesota no sé por qué me lo imaginaba y me lo confirmas con lo que comentas, pero si al final merece la pena la historia, lo cogeré con muchas ganas :)

¡Besote!

Rosa Berros Canuria dijo...

Pues esperaré a leer el libro antes de ver la serie porque, como tú, tengo esa manía lectora de leer primero y así disfrutar del libro sin saber lo que pasa.
He leído tres libros de Aywood y entiendo lo que dices. Es tan intimista que, a veces, resulta un poco asfixiante y lenta, pero merece la pena.
Un beso.

Tabuyo Alonso dijo...

La historia y su trasfondo merecen mucho la pena pero me hubiera gustado que además tuviera algo más, algo que me tuviera pegada a sus páginas y no lo pudiera soltar. Aún así os lo recomiendo sin dudarlo, hay que leerlo.

Gracias por vuestros comentarios Aylavella, Eyra, Inquilinas Netherfield y Rosa Berros. Besotes.

Margari dijo...

Cada vez me apetece más esta novela, pero viendo tus impresiones, mejor será que baje mis expectativas.
Besotes!!!

Mjinn d.A. dijo...

Hola, el tema que trata me interesa pero la historia no me acaba de llamar y creo que me costaría un poco finalizar su lectura. Tal vez en otro momento, gracias por compartir :)

Bajolapieldeunlector Cris.R.B. dijo...

Yo también soy muy maniática con las series...de hecho, me muero de ganas de ver "Guerra y paz" pero estoy aguantando a leer primero el libro...cuando ya sé que no va a ser a corto plazo.

Bueno a lo que voy...efectivamente parece ser la novela del momento y no sabía si animarme o no porque no soy mucho de ciencia ficción, aunque está claro que es una clásico que hay que leer. Después de tu opinión y sabiendo que es algo lenta (ya voy prevenida) , quizás me anime ;)

Besits

Mrs. Sofia dijo...

Es verdad que es una novela de corte muy intimista y que cuesta un poco seguir el hilo por momentos. A pesar de todo, creo que es una historia muy buena que da mucho que pensar.
La leí en tiempo record.
Un abrazo.

Natàlia dijo...

Este quiero leerlo. No paro de verlo por todas partes y no había leído ninguna reseña todavía. La pega que te leo es esa lentitud. Pero sin duda la leeré.
Un beso ;)