3 de agosto de 2015 | By: Tabuyo Alonso

MATAR A UN RUISEÑOR, Harper Lee.

Sinopsis: Jean Louise Finch evoca una época de su infancia en Alabama, cuando su padre, Atticus, decidió defender ante los tribunales a un hombre negro acusado de violar a una mujer blanca. Novela de iniciación, Matar a un ruiseñor muestra una comunidad, la del sur de Estados Unidos durante la década de 1930, dominada por los prejuicios raciales, la desconfianza hacia lo diferente, la rigidez de los vínculos familiares y vecinales, así como por un sistema judicial sin apenas garantías para la población de color.

La edición que tengo de Matar a un ruiseñor se remonta al 2003 cuando compraba una colección de libros que venían con El mundo. Con todo el ruido que se ha montado en torno a la publicación de la segunda parte- precuela llamada Ve y pon un centinela, no me lo pensé dos veces y mandé a mis padres que me mandaran mi viejo ejemplar.

¿No os pasa que cuando leéis un libro que lleva años en vuestras estanterías y os gusta os preguntáis el motivo de no haberlo hecho antes? Siempre me pasa. Creo que falta ese empujoncito popular para hacernos dar el salto y ponernos con él.

Matar a un ruiseñor es ya todo un clásico de la literatura (y del cine), ganó el Pulitzer en el año 1961 y ha sido (hasta ahora) la única novela de la escritora norteamericana
"Los ruiseñores no se dedican a otra cosa que a cantar para alegrarnos. No devoran los frutos de los huertos, no anidan en los arcones del maíz, no hacen nada más que derramar el corazón, cantando para nuetro deleite. Por eso es pecado matar a un ruiseñor."
Yo, que no había visto la película pero sí numerosas imágenes sobre ella, creía que trataba sobre un juicio y la defensa de un hombre negro. Pero ahora que he terminado el libro he visto que esa es una pequeña parte de la novela. El protagonista no es Atticus Finch (al abogado) sino su hija Scout junto a su hermano Jem. Ella será la voz que narrará esta historia sobre la vida en un pueblo norteamericano durante los años 30 en el que impera la rigidez religiosa, las estrictas normas sociales y el racismo.


La autora nos muestra como el racismo está tan arraigado que es aprobado socialmente por la mayoria y pocos son los que ven en el maltrato a la gente negra un acto incívico y reprobable. Una violación presuntamente cometida por un negro a una mujer blanca será el detonante que hará estallar a la población de Maycomb.
El encargado de defender al presunto violador será Atticus Finch, un hombre muy querido en su comunidad pero que a partir de este momento tendrá que soportar numerosos desaires.
"A medida que crezcas, verás a los blancos estafando a los negros, todos los días de tu vida, pero permite que te diga una cosa, y no la olvides; siempre que un hombre blanco abusa de un negro, no importa quién sea, ni lo rico que sea, ni cuán distiguida haya sido la familia de la que procede, ese hombre blanco es basura."
Me ha gustado mucho que esté narrada por una niña, le da un toque muy fresco a una novela con una temática tan dura. Hay algunas escenas muy graciosas ya que es una niña muy ingeniosa y con una gran capacidad de improvisación. Para mí es "El personaje".
Con el que no he llegado a empatizar es con Atticus, mira que es el más famoso de todos ellos pero me ha parecido demasiado frío con sus hijos, muy desarraigado. Les habla como si fueran adultos y no niños, no he notado que les prestara la suficiente atención cediendo su cuidado a Calpurnia (la criada) o a su hermana.

No hay duda de que he tenido durante años una gran historia esperando en mis estanterías que tenía que haber leído mucho antes. Si os pasa como a mi, corred a por ella y comenzadla, seguro que no os defrauda.

Puntuación: 7/10. Os recomiendo su lectura, no le tengáis miedo porque es muy entretenida.

Precio: 12 € la edición Maxi de Ediciones B y 14 € la edición de Harper Collins y sobre las 400 páginas.

Felices Lecturas. 

14 comentarios:

Mª Ángeles bookeandoconmangeles dijo...

Me apetece esta novela mucho. Cada vez me estáis convenciendo más.

Besos

Ainhoa de Alberto dijo...

La verdad es que no me llama demasiado la historia, pero ya miraré a ver si la tenemos por casa (me suena que sí). Un saludo :)

María Inés Caro dijo...

Yo sí lo había leído y tengo un magnífico recuerdo.Es un clásico que nadie debería perderse.
Un beso

albanta dijo...

A mí me ha gustado mucho. Y fíjate que a mí Atticus me transmite muy buenas cosas. Yo no lo he visto distante sino muy preocupado por amueblar bien la cabeza de sus hijos.

Chema Fernández dijo...

Acabo de terminar la relectura y la verdad es que me sigue gustando como la primera vez, es más, me ha gustado mucho más por saber distinguir muchos más matices que hace diez años. Un beso! :D

Tatty dijo...

Este es uno de mis eternos pendientes, nunca me acabo de decidir y eso que estoy segura de que me va a gustar
Besos

Dina Oltra dijo...

Yo la leí hace cosa de un mes y sinceramente me encantó!!!

Francisco dijo...

La película me suena mucho. No leí la novela pero tomo buena nota de ella. Son tramas que me atraen y tu reseña invita a leerla. Besos.

Liz Ortiz dijo...

Por casualidad ví este libro en una tienda los otros días. Ahora después de leer tu reseña creo que lo compraré!

Cristina López moreno dijo...

Hola , me uno a la iniciativa de seguirno,yo ya te sigo te dejo mi blog
http://estoyentrepaginas.blogspot.com.es/

Jesús dijo...

En mi caso no tengo esta novela en casa, pero me ha sucedido muchas veces lo que cuentas. ¡A saber la de grandes historias que me deben estar esperando desde hace tiempo! Con toda la polémica generada dudo que lea "Ven y pon un centinela", pero a "Matar a un ruiseñor" quiero buscarle hueco pronto. ¡Un beso!

Azalea Real dijo...

Es una de mis novelas favoritas de todos los tiempos.

Besos.

Teresa dijo...

¡Me encantó!
Y para mí, junto a Scout, Atticus es el mejor.
No creo que sea frío (para mí, claro), hay que tener en cuenta la época en la que se desarrolla la historia.
Un beso!

Shorby dijo...

Lo tengo pendiente... me había propuesto leerlo en este año =)

Besotes